Lunes, Junio 15th, 2009...0:23

El cura voluble

Jump to Comments

YouTube Preview Image

 

El párroco de Teià, en la provincia de Barcelona, se niega a dar la primera comunión a una niña con síndrome de Down, argumentando que es un angelito y que no necesita recibir lo que los otros niños si necesitan en su condición de pecadores.

 

¿Los niños de Teià son pecadores ya, tan pronto? ¿O son todos los niños pecadores en potencia? Es decir, con los niños pecadores sucede como con los protagonistas de una novela de Asimov en donde la policía se presentaba en casa de un señor y lo detenía porque estaba a punto de cometer un delito. Todavía no lo había cometido, pero todas las estadísticas y promedios apuntaban a que era cosa de tiempo, de poco tiempo. No, estos infantes no han pecado, pero ya pecarán, ya…

 

Reconozco que la cosa tiene narices, y, desde esa perspectiva nasal comprendo que el clérigo, coherente con una manera de entender el mundo, la vida, la infancia, la culpa, la herencia y el pecado, se negara a depositar el pan de los ángeles en la lengua de la niña. Mucho más en tiempos de crisis en los que hay que dar ejemplo de ahorro y moderación hasta en estos detalles.

 

¿Porqué entonces a las pocas horas se retracta, argumentando razones de caridad cristiana? ¿No eran tan firmes sus argumentos, basados en conceptos teológicos implacables, de una profundidad que supera mis cortos alcances? ¿En qué quedamos? ¿La niña había pecado de pronto, inesperadamente, contra todo pronóstico?

 

Necesito que alguien, con una paciencia sin límites, me explique todo esto. Advierto lo de la paciencia porque, de entrada, no entiendo absolutamente nada.



5 Comments

  • Ay, amigo, Sancho, con la iglesia hemos topado. Lo malo es que pasan los siglos y no dejamos de topar.

  • Que me perdonen los creyentes, pero ese párroco es el ejemplo de otros muchos papanatas que habitan nuestra tierra. Espero que San Pedro no le deje entrar en el paraíso (amén) y le diga que ha sido un pecador y de los gordos.
    Desde que oí esta noticia, quedé indignada evidentemente, pero también me hizo pensar: ¿un niño con síndrome de down no es pecador y uno sin síndrome de down sí? Me lo llegan a decir el día que me dieron una hostia y hubiese confesado cosas inventadas, por lo menos para escandalizar al señor que me dio clases de catequésis (y por cierto, hoy ya fuera de la iglesia, y casado, el amor, que todo lo puede).
    Por otro lado, me enternece hasta el infinito ese hermano gemelo que espera a su hermana 3 años, y los que sean. Me parece una historia de amor preciosa.
    Me gustaría que se repartieran panfletos con la cara de este tipo (no pecador por lo visto y buen samaritano), para que entre todos lo lleváramos al ostracismo, ya que no lo hace la Santa Sede.
    Beso.

  •   losojosdecain
    Junio 16th, 2009 at 5:26

    Eso es lo que yo hice miles de veces: inventarme pecados. Ante la duda de tenerlos, era mejor cometerlos -pensar unos segundos en el generoso escote de una señora-, para así no perder la oportunidad de purificarme. Las cosas claras y el sufrimiento espeso.

  • Huy Paco!!!!!!!!!!!
    no te preocupes, mi querido Mt. te explica todo esto en un plis. Eso si, sin mover un pelo del flequillo te dará claros argumentos de este tipo de coportamiento del clero. Total, como ya está excomulgado, de verdad te digo que no ahorrará ningun calificativo hacia curas como éste.

  • Los curas lo hacen porque son más segregadores que el resto de la gente.
    Mi ahora joven hijo fuè diagnosticado autista. Cuando era chico ,los otros muchachos lo tomaban de inocente.La catequista,para no tener trabajo ,me lo querìa poner en catequesis especial.Como yo lo queria sacar de la catequesis aceptò catequizarlo con “los normales”.
    Por segregar a la par de los otros”educadores medio animalitos instruìdos”la iglesia se està viniendo abajo.
    Para el cristiano el hombre nace malo y lo redime la sangre del cordero.Eso es teologìa cristiana.
    Lo lógico es que el catecúmeno con síndrome de down pueda recibir ,con su inigualable afecto ,a su redentor.Pero el cura es émulo de HITLER.

Dejar un comentario